Cantabria Campus Internacional > CEI > Compartimentación y dotación de la tercera planta del IBBTEC
Compartimentación y dotación de la tercera planta del IBBTEC
Instituto de Biomedicina y Biotecnología de Cantabria (IBBTEC)

 

Subprograma de Excelencia

 

El IBBTEC es un proyecto estratégico para el desarrollo de la I+D+i cántabra creado en 2007 como centro mixto, de titularidad compartida entre la Universidad de Cantabria, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y el Gobierno de Cantabria, para la investigación en el área de la biología básica y aplicada, situándose como elemento central del Área de Biomedicina y Biotecnología (CIBB) de CCI.
 
La misión del IBBTEC es realizar una investigación científica de excelencia y, a la vez, desarrollar una actividad relevante de transferencia de tecnología y prestación de servicios en su ámbito de trabajo.
 
La actividad investigadora del Instituto contempla 2 grandes líneas de investigación básica, la Señalización Celular y la Microbiología. Estas líneas abracan campos como la Biología del Desarrollo, la Neurobiología, la Oncología Molecular, la Inmunología y Microbiología Molecular (investigaciones de relevancia y gran trascendencia han sido realizadas en el último año por algunos de sus investigadores, entre ellos M. Ros y P. Crespo). De forma transversal, la investigación del IBBTEC contempla un importante componente de aproximación genómica.
 
El IBBTEC con sede en el Parque Científico-Tecnológico de Cantabria (PCTCAN), ha nacido también con el objetivo de convertirse en centro de referencia y foco de atracción para empresas de base biológica, especialmente las de los sectores farmacéutico, biotecnológico y agroalimentario. En este sentido, el convenio de creación contempla la existencia de una Unidad especializada de Diagnóstico y Evaluación Biológica, responsable de las actividades más relacionadas con transferencia y que acogerá la actividad de carácter más aplicado de los grupos de investigación, fomentando que la investigación se plasme en patentes y en transferencia tecnológica. Dos ejemplos de esta voluntad de realizar investigación aplicada son la inmediata puesta en marcha de un Servicio de Secuenciación, apoyado por el Gobierno de Cantabria, y la creación de un Servicio de Evaluación de Fármacos, contemplado y aprobado en el Plan Estratégico del Instituto, que afianzará la colaboración ya existente con empresas del sector.
 
El IBBTEC ha sido planificado para albergar, en pleno rendimiento, a entre 20 y 25 grupos de trabajo, la mitad dirigidos por investigadores del CSIC, y con más de 150 investigadores. En el momento actual pertenecen al Instituto, desarrollando su labor de forma provisional en la Facultad de Medicina, 10 grupos de investigación (5 procedentes de la Universidad y 5 del CSIC), y todos seleccionados en su momento por un Comité externo internacional
 
En este momento está en construcción, por parte del CSIC, la que será sede del Instituto, en el PCTCAN, un edificio con una superficie total aproximada de 6.000 m2, repartidos en 4 plantas en superficie y una planta de sótano. Tras los oportunos concursos y obtención de licencias, las obras comenzaron en el pasado mes de octubre y se prevé que terminen para el verano de 2011 (objetivo B4.11). Sin embargo, debido a limitaciones presupuestarias, el proyecto actual aprobado contempla que la tercera planta del mismo quede diáfana, sin dividir ni edificar más allá de la continuación de las conducciones comunes a todo el edificio. Este hecho representa una clara limitación para el desarrollo del proyecto científico y tecnológico del Instituto (véase Anexo I-Carta CSIC), por varias razones:
  • Limita las posibilidades de atracción e instalación de nuevos grupos de investigación en Cantabria: el proyecto científico de crecimiento del Instituto requiere la utilización de la totalidad del nuevo edificio.
  • Pone en clara dificultad el desarrollo inmediato de la Unidad de Diagnóstico y Evaluación Biológica, a la cual se pretende dotar de un espacio físico propio: resulta necesaria la división y dotación de la tercera planta, para reservar el espacio mencionado. Si no se hiciera así, las posibilidades de transferencia y aplicación de resultados quedarían seriamente afectadas.
  • Si los trabajos de construcción actualmente en marcha se terminan sin que se divida la nueva planta, hacerlo después significaría un trastorno muy serio, casi inviable, para la vida del Instituto, al tener que coexistir, durante un tiempo prolongado, la actividad investigadora con la realización de obras.
 
Se estima que la inversión necesaria para distribución y acabado de la citada planta (de 1000 m2 de superficie total y 750 m2 de superficie útil), más los costes de equipamiento y los gastos de ejecución es de aproximadamente 1.823. 862 €. Siendo el plazo de ejecución de 12 meses. 
 

 

Descarga de documentación

Descarga ​Memoria Técnica del proyecto (Castellano / Inglés)
Memoria Económica